5 cosas que aprendí después de sufrir un robo

Por Jesús Peña Cadena



No es para nada agradable llegar a casa un día después de una cita con el medico (embarazo de mi esposa) y encontrar la puerta principal abierta de par en par, y conforme te acercas a la entrada mirar algunas cosas tiradas y darte cuenta que faltan algunas de tus pertenencias.

Pues bien, esto es lo que hace unas pocas de semanas experimentamos en carne propia mi esposa y yo, un día simplemente llegamos a casa y encontramos este escenario, y a pesar de que no es agradable la sensación, a pesar de que ambos perdimos una parte de nuestra herramienta de trabajo (las 2 laptops), de esta experiencia yo he aprendido 5 cosas que ahora quiero compartir contigo, estoy convencido que serán de ayuda para ti:

  1. Tener Paz interior es lo más importante ya que en estas situaciones uno suele sentirse estresado, llorar y desesperarse debido a la impotencia que se siente que alguien haya simplemente llegado y se haya llevado algo que te pertenece y quizás aprecias mucho o sea de mucho valor económico, pero al fin de cuenta el sentirte mal es muy desgastante y no mejora la situación, lo mejor es aceptar la realidad lo más pronto que podamos y buscar soluciones con la mente tranquila.

  2. El que nada debe nada teme, pues a veces nos quedamos anclados en esta situación vivida y nos hacemos ideas de que quizás los ladrones volverán, o como en mi caso alguien me sugirió que quizás las personas que entraron en mi casa eran personas conocidas que solo quieren hacerme daño, en fin si nosotros estamos tranquilos y sabemos que no tenemos problemas pendientes no debemos preocuparnos demasiado, es necesario asegurar un poco mejor tu casa, pero tampoco es bueno alarmarse demasiado, mejor pensar que todo estará bien y simplemente tomar medidas preventivas.

  3. Lo material va y viene, aunque a veces pensamos que nunca se ira y cuando se va pensamos que nunca más volverá, pues en mi caso nunca hubiera imaginado que pasaría por esta situación, pero me tocó vivirlo y perdí mi computadora con la cual ya tenía algún tiempo, y en verdad los días posteriores al robo si llegue a sentir un poco de tristeza de que no tenía computadora donde trabajar y se me hicieron muy largos los días para cuando pudimos conseguir una laptop, pero ahí estuvo, en poco tiempo ya teníamos laptop en la cual poder hacer nuestras actividades, pero en el momento es muy importante tener paciencia, y dejar que las cosas fluyan.

  4. El tiempo no se detiene, la vida sigue, los compromisos con los clientes se tienen que cumplir, tienes que seguir comiendo y a la mayoría de personas a tu alrededor no le importan tus problemas, pues a veces queremos encontrar ayuda o culpar a otras personas en nuestra desesperación, la verdad es que a excepción de tu familia y tu circulo social es muy poco probable que encuentres alguien que realmente esté interesado en tu situación, lo mejor es buscar la manera de adaptarse rápidamente, hablar con tus clientes para tratar de cumplirles lo prometido y seguir adelante con tus actividades de la mejor manera posible.

  5. Tu felicidad nadie ni nada puede robártela, esto es lo mejor pues no importa que es lo que te suceda, tu felicidad es intocable pues son tus decisiones y no tus posesiones materiales las que te la dan, es tu manera de vivir, tu espiritualidad, tú mismo de quien depende tu felicidad, esa es intocable y no puede ser robada por nadie, sin importar cuantos problemas tengas, o que situación te suceda, tienes la opción de ser feliz, sonreír y dar gracias por la vida que tienes.

Para terminar, solo me queda decirles que a todos se nos presentan problemas y diferentes situaciones en nuestra vida diaria que pueden desanimarnos y hacernos sentir preocupados o tristes por el mundo en el que estamos viviendo, sin duda todos viviremos momentos desagradables y de dolor en nuestra vida, lo importante es ver cada cosa como lo que es, una enseñanza o por lo menos una oportunidad a la cual podemos sacarle provecho, aprender y ser mejores, como dijo Zig Ziglar, no es lo que tú tienes, sino como usas lo que tienes lo que marca la diferencia.

Y no olvides que siempre es un honor recibir tus comentarios así que adelante.